Sus bolis de huaya triunfaron en las redes sociales

Sus bolis, se hicieron virales hace dos años en las redes sociales y su negocio triunfó gracias a la receta de sus bolis de huaya, receta secreta de la familia que surgió gracias al fanatismo que tienen por consumir este fruto yucateco.

“Yo soy muy afecta a comer la huaya y como yo preparo mis bolis es como a mí me gusta comerlo», dijo en entrevista.

Se le ocurrió

«Un día se me ocurrió le digo a mi mamá, voy a congelarlo a ver qué pasa porque yo como la huaya helada y lo congelé entonces mi papá siempre que lo preparaba sabía bueno», comentó

Toque especial

«Pero le hacía falta algo especial, el toque de mi papá y se me acordó lo volví a preparar, le puse el toque de él y dije excelente y lo di para que prueben.” Narró Aurora Marrufo “yoyiss”, creadora de los bolis.

Sus bolis de huaya triunfaron en las redes sociales

Además, gracias a la buena aceptación de sus recetas, se animó a elaborar de diversos sabores como de Elote, coco, guanábana, plátano, mango, gansito, chocotorro, chocoretas entre muchos más.

Ha vendido varios bolis en un día

Gracias al sabor de sus bolis, doña Yoyiss ha llegado a vender alrededor de 500 bolis en un todo un día, razón por la cual agradece a todos los que la han visitado en kanasín, asegura que tiene clientes de todas partes de Mérida:

Sus bolis de huaya triunfaron en las redes sociales

Aquí puedes conseguir los mejores bolis de Yucatán

“Me gusta mucho mi trabajo, es muy cansado, siempre me he sentido orgullo de mi misma, la gente ha estado respondiendo por ejemplo vienen a comprar me das 10 de huaya tengo de chile y de chamoy, tiene otros sabores, sí, deme tantos y entonces se ha estado vendiendo gracias a dios” expresó alegremente.

Sus bolis de huaya triunfaron en las redes sociales

Los precios son de a $10 pesos, también los vende por mayoreo y por encargos. Si usted quiere probar esta delicia, puede encontrar en la colonia Pablo Moreno de Kanasín.

Síguenos en Facebook Onlist.mx

Comentarios

mood_bad
  • No hay comentarios todavía.
  • Agregar un comentario